Seleccionar página

Las plantas como bases de distintos tratamientos, es el argumento que citan muchos fabricantes. Hace millones de años (60.000 años) el Neanderthal empezó a utilizar las plantas para curar y tratar sus afecciones, eran lo único que tenían.

Plantas como fuentes medicinales Los especialistas calculan que una cuarta parte de los productos farmacéuticos que utilizan actualmente las personas, comenzaron en su totalidad o parcialmente, como sustancias químicas presentes en las plantas.

La investigación realizada con plantas medicinales se concentra principalmente en aislar los ingredientes activos.

Un ejemplo curioso es un medicamento común y que seguramente hemos tomado más de una vez; la aspirina. La aspirina procede de un derivado de la salicina, que está en la corteza del sauce blanco. Una vez que se consigue aislar los ingredientes activos de la planta ya se pueden administrar en dosis adecuadas y precisas.

Según el comentario de una obra:

“Es más fácil tomarse una píldora que consumir suficiente corteza de sauce blanco para lograr los resultados de la aspirina”.

Pero tengo que decirte que aislar el ingrediente activo tiene sus inconvenientes; por un lado puede significar la pérdida de valor nutritivo o el efecto medicinal de las demás sustancias de la planta. Por otro lado, algunos organismos que causan enfermedades se han hecho resistentes a los fármacos que los atacan.

La quinina.

Sustancia procedente de la corteza del quino. Sirve para ilustrar los efectos contraproducentes que tiene en ocasiones separar el compuesto activo de una planta medicinal. Aunque la quinina mata un alto porcentaje de parásitos causantes de paludismo, los restantes se multiplican en gran cantidad. Una obra de consulta señala: “Tal resistencia es objeto de gran preocupación en el campo de la medicina”.

Importancia de las plantas en la medicina.

Son muchísimas las plantas utilizadas para realizar medicamentos químicos, a parte de todas aquellas empleadas en la realización de medicamentos homeopáticos.

Como hemos visto las plantas además de otras funciones, son fuente de obtención de sustancias para la fabricación de medicamentos. La fuente de algunas plantas es de vital importancia para el tratamiento del cáncer y la malaria.